7 herramientas e ideas para hacer ‘content curation’

ROCKZi-e1349766945470.png

¿Sientes que, gracias a Internet, dispones de toda la información que necesitas pero no sabes muy bien cómo seleccionar la que de verdad te interesa? ¿Sabes que existen herramientas que te ayudan a hacer una buena selección de contenidos relevantes tanto para tu uso personal como para publicar en tus redes sociales?

A continuación verás 7 herramientas e ideas que te ayudarán con esa selección y planificación de contenidos, pero antes entendamos el punto de partida.

¿Sufres el Síndrome de Sobrecarga Informativa?

La selección y difusión de contenidos de calidad o content curation es una actividad cada vez más necesaria. Vivimos en un oasis de información que nos puede llevar a lo que se conoce como Sobrecarga informativa o Information overload. Este vídeo explica de forma muy graciosa el “Síndrome de Sobrecarga Informativa”, según el cual la información que está hecha para informarnos nos vuelve en realidad cada vez más tontos:

Es una parodia de lo que seguramente habrás sentido más de una vez cuando tienes que lidiar con gran cantidad de información. Existen 2 formas de superar la sobrecarga de información en los medios sociales:

  1. Una buena planificación editorial de contenidos, que podrás llevar a cabo con calendarios tan sencillos como el que te puedes descargar desde este post o con recomendaciones como las que encontrarás aquí para organizar tu agenda de Community Manager
  2. Que alguien -o algo- filtre, seleccione y categorice toda aquella información que de verdad te pueda resultar útill en tu día a día

El verdadero problema, según destaca Clay Shirky en el vídeo que encontrarás en este post y que te dejo aquí mismo, no reside en la sobrecarga de información sino en que el filtro no funciona.

Herramientas para hacer content curation

Para que ese filtro funcione existe una serie de herramientas que te pueden facilitar la labor. Aquí tienes una selección que te puede resultar de ayuda.

# 1. Alltop

Alltop es una plataforma que organiza la información según relevancia en una gran diversidad de temáticas. Con más de 32.000 fuentes agregadas, puedes buscar temáticas de todo tipo. De cada una de las fuentes, te muestra las 5 últimas publicaciones, de modo que puedes estar al día de la información que se publica en aquellos blogs o sitios que más te interesen. Tal como ellos se definen, es un agregador de contenidos sin necesidad de utilizar un agregador de contenidos.

Lo bueno de Alltop es que, si te registras, puedes crear tu propio panel de fuentes de interés. Aquí tienes un tutorial que te explica cómo funciona.

En esta línea existe también la plataforma 35webs.com, que responde al mismo modelo que Alltop pero centrada en contenidos en español.

# 2. StumbleUpon

StumbleUpon es una plataforma que te sugiere temáticas de interés en función de lo que te gusta y lo que compartes una vez te has registrado. Al mismo tiempo, puedes crear una “comunidad de intereses” y ver qué comparten tus amigos o las personas a las que sigues. Es una forma excelente de encontrar contenidos relacionados con lo que sueles publicar en los medios sociales.

 

Si ya era interesante al principio, la nueva versión Beta no sólo es más visual (al estilo Pinterest) sino que ha mejorado algunas funcionalidades, como la posibilidad de crear listas de interés o de ver qué publican los “expertos” de StumbleUpon, es decir, los usuarios que descubren webs, fotos o vídeos que se vuelven populares en la comunidad.

# 3. ROCKZi

Otra forma de consumir contenido orientado y votarlo, comentarlo y compartirlo después en Facebook, Twitter o Pinterest es ROCKZi, una plataforma que se basa en el motor de búsqueda Blekko y que te ayudará, igual que las anteriores, a encontrar y compartir tus intereses a través de paneles visuales y organizados por temáticas. Cuanto más compartes en un área determinada, más puntos recibes (karma) y antes te conviertes en “experto”.

# 4. Trove

Trove es una forma de seleccionar la información por categorías y fuentes relacionadas con esas categorías.

Te puedes crear un panel propio partiendo de esas categorías (que llaman “Canales”) y fuentes, de modo que accedes a un RSS personalizado parecido al que te puede ofrecer Google Reader una vez has seleccionado las fuentes. La diferencia es que en este caso la propia plataforma te sugiere los canales que te pueden resultar de mayor interés, y dentro de esos canales las fuentes específicas.

# 5. Percolate

Si las herramientas que hemos visto hasta ahora te permiten hacer una selección “manual” de los contenidos que te interesan, Percolate realiza una selección automática de contenidos. Entre 6 millones de fuentes recoge aquellas que le pueden resultar más interesantes a una marca.

Al mismo tiempo, su algoritmo indexa los contenidos que se han producido a lo largo de la historia de la empresa en las distintas plataformas, y finalmente lo organiza todo de forma que los Community Manager puedan utilizar contenido contextualizado para la plataforma en la que se vaya a publicar. Percolate optimiza igualmente el contenido según el tipo de plataforma en el que se publique (Twitter en 140 caracteres, Facebook teniendo en cuenta el EdgeRank, selecciona imágenes libres de derechos…) y “toma decisiones” de horarios de publicación basándose en la planificación editorial.

Una vez hecho esto y publicado el contenido, Percolate toma la actividad social en torno a éste y sugiere contenido que puede ser de interés para los usuarios de la marca.

Así como las plataformas anteriores eran gratuitas, Percolate es de pago y personalizada, pero puede resultar muy interesante para empresas que necesiten seleccionar y producir mucho contenido.

# 6. iQ Social Publishing

Aunque éste te lo dejo sólo a modo de ejemplo de las posibilidades de una marca en torno a la content curation, Intel puso en marcha recientemente, basándose en el modelo de Percolate, una plataforma que responde al concepto de “Publicación Social”. Intel recoge tanto los contenidos que publica la empresa como aquellos que comparten sus empleados en Facebook, Twitter y Google+ y, de todos ellos, selecciona los más relevantes (más compartidos, con más clics en bit.ly…).

# 7. ‘Content curation’ manual y colaborativa

Aunque las herramientas son interesantes porque ayudan a rescatar contenidos de la red, basar toda la estrategia de content curation en lo que proponen las herramientas sería realizar un trabajo parcial. Aparte de que no se trata sólo de “recolectar” contenidos sino también de producirlos de forma que tus lectores los “consuman” y quieran participar de la conversación (y, por tanto, conviene adaptarlos a lo que busca cada público), la “selección colaborativa” de contenidos ofrece muchísimo más que la mera selección, pues se nutre de la interacción, que enriquece y contextualiza los contenidos según las necesidades de tu sector.

Implica a tus empleados

Una forma muy sencilla resulta de implicar a distintos miembros de tu organización (y, por tanto, con intereses comunes pero con una visión particular de esos intereses) en la búsqueda de contenidos de tu sector.

Pon a trabajar a empleados de distintos departamentos en la búsqueda de contenidos relacionados con vuestra actividad como empresa y verás cómo encuentras una comunidad más orientada, rica y diversa.

Crea una newsletter colaborativa

Lo veíamos el otro día en este post. En SocialMediaBlog.es hemos puesto en marcha una newsletter colaborativa en la que se seleccionan y comparten los contenidos más interesantes de todo lo que se publica en el Club SocialMediaBlog.es. El Club SocialMediaBlog.es es una comunidad de interés sobre cuestiones de Social Media, y son los propios miembros quienes proponen contenidos que interesan a la comunidad, quienes abren debates o plantean dudas respecto a sus necesidades o inquietudes.

De toda la información que se produce en el Club, se hace una selección y se envía un mailing semanal a un grupo más amplio de lectores, lo que ofrece visibilidad a quienes participan más y mejor. La selección se basa tanto en criterios editoriales propios como en el criterio de la comunidad (comentarios por publicación), de modo que es fácil obtener un repositorio de información orientada de mucho interés para un grupo específico.

Una iniciativa social, por tanto, en una comunidad orientada y en la que se comparten contenidos de utilidad y también orientados. Aquí encontrarás otros beneficios que ofrece este tipo de iniciativas colaborativas.

Hacerlo mediante una newsletter colaborativa es sólo una idea para plasmar esa necesidad, pero sin duda puedes adaptar esta misma iniciativa a tu situación personal o corporativa.

Conclusión

Son muchas las posibilidades que existen para hacer una gestión eficaz de la gran cantidad de información que encontramos por la red y, como decíamos, aunque las herramientas ayudan, lo mejor es crear comunidades de interés en torno a una temática. Los grupos cerrados en Facebook, los grupos profesionales de Linkedinlas listas de Twitter, los foros y las redes sociales verticales pueden ser espacios idóneos para reunir a esa comunidad en la que el trabajo colaborativo es la mejor herramienta para todos.

¿Conoces otras plataformas o ideas para hacer una buena content curation? ¿Sigues alguna comunidad de tu sector en la que se consigan los objetivos que comentamos aquí? Comparte tus inquietudes o ideas en los comentarios.

Beatriz Aguilar


5 comentarios

Dejar un comentario